Superar el miedo a la oscuridad: Copito y el lobo.

Me atrevería a decir que todos, cuando eramos pequeños, hemos sentido miedo de la oscuridad en algún momento. Oscuridad, dormir solos, ruidos nocturnos… los peques están muy expuestos a que esas cosas les asusten y piensen en monstruos.

Pero, ¿Y si esos monstruos están ahí para protegernos y ser nuestros amigos? Os contaré la historia de Copito.

Copito y el lobo - cuento sobre el miedo

Copito es un cabritillo pequeño, al que su mamá le cuenta un cuento cada noche antes de dormir. Pero cuando su mamá se va, a Copito le llegan los miedos a lo oscuro, la soledad, y los ruidos.
Copito sabe que hay algo o alguien en su habitación, y finalmente ve al lobo. Pero el lobo, solo quiere ser su amigo, y protegerlo mientras duerme.

¿Verdad que es una bonita forma de enseñar a los niños a no tener miedo?

El cuento les enseña también el valor de la amistad aunque sea “diferente” y a través del cuento, pueden superar su miedo a la noche viendo como Copito lo supera.

Copito y el lobo - cuento sobre el miedo

Las ilustraciones del cuento son muy suaves, todas en tonos grises y rojos, uniformes y a modo de viñeta. El cabritillo se ve realmente dulce , y logran su propósito de que los peques, aunque no sepan leer, entiendan mediante las imágenes que el lobo no es tan fiero como parecía.

Copito y el lobo - cuento sobre el miedo

El cuento lo edita Beascoa, y pertenece al grupo editorial Penguin Random House. Está escrito/ilustrado por Éric Englebert y Claude K. Dubois.

Copito y el lobo - cuento sobre el miedo

¿Cómo superar el miedo a la oscuridad?

Obviamente hablamos de niños, los adultos somos otro cantar (yo sigo mirando debajo de la cama y cerrando armarios por manías).

  • Mediante juegos y cuentos. Leer cuentos que traten el tema, como puede ser Copito y el lobo, o hacer juegos como sombras en la pared, o contar estrellas del techo (si tenéis de esas que se pegan y brillan) pueden ser muy buenas ideas.
  • No alterarlos antes de dormir. Evitar películas o imágenes estresantes en la tv, no leer cuentos de fantasmas y similar, y tratar de rear un espacio relajante en el momento de acostarse.
  • Usar un quitamiedos. En contra de lo que algunos dicen, de que deben dormir a oscuras, no pasa nada porque los peques duerman con una lamparita o luz quitamiedos. Mi marido, duerme con la persiana abierta porque no puede dormir completamente a oscuras, y no hay ningún problema. Nosotros tenemos una lamparita quitamiedos, aunque dicen que el dibujo que elegimos da más miedo jaja, y es perfecta para la noche.
  • “Revisar en busca de monstruos”. Recuerdo el episodio de “Castle” donde la hija del protagonista se va a la universidad y le pide a su padre que mire si hay monstruos bajo su cama. Si así se sienten más seguros, revisaremos que no haya monstruos, para que se queden tranquilos. (Y si los hay, os calláis, no se lo digáis).
  • Nunca amenacéis con llevarlos al “cuarto oscuro” o con dejarlos solos, eso solo agravará la situación y tendrá miedo a la oscuridad, la soledad, los monstruos etc. Les estaréis enviando el mensaje de que la oscuridad es mala, y de lo que se trata es de que vean que la oscuridad NO es mala ni da miedo.

Si quieres conseguir tu ejemplar de “Copito y el Lobo” puedes encontrarlo en formato e-book o en papel en Amazon.

 

Anuncios

21 thoughts on “Superar el miedo a la oscuridad: Copito y el lobo.

  1. Aquí la oscuridad nunca le ha costado, ahora está con miedo ¡a las arañas! así que seguro que encontramos un libro que no ayude :)) son un gran recurso!!

    Me gusta

  2. ay el libro es PRECIOOOOSO la ilustración mencaaaanta!! y la cosa a trabajar (miedos y monstruos) nos viene genial …de un tiempo a esta parte el peque ve monstruos y los “malos” le agobian, quizá con este libro lo solucionamos!! apuntadico a mi lista

    esos puntos me encantan, aunque yo ya los ponia en práctica, de manera lógica, verlos enumerados y argumentados me reafirman 😊

    Me gusta

  3. Hola Mónica, a mi hija cuando era pequeña creo que puede algún día si que tenia miedo, pero muy rara vez solía venir a nuestra cama, eso sí al irse a dormir era imprescindible leerle un cuento, luego le dejaba la luz de la lamparita muy tenue y ella sola me decía, mamá ya vete…!! ja,ja después nació mi hijo y siempre le leía los cuentos clásicos, de animalitos, historias de fútbol etc, pero a día de hoy, cada madrugada a eso de las 4 se va a nuestra cama, no creo que sea por miedo, yo creo que por costumbre , ya tiene 5 años y es llegar mi cama y dormir como si nada, a veces pienso que es sonámbulo porque no dice ni pio!
    Un saludo!!

    Me gusta

  4. hola Mónica, a mi hija cuando era pequeña siempre le leia un cuento antes de irse a dormir pero no solia tener pesadillas ni nada, a veces le dejaba la luz de su lamparita de noche encendida y me quedaba con ella un momento hasta que ya me decia: mamá ya vete…ja,ja, ahora ya tiene 9 años y muy rara vez viene a mi cama con miedo. Mi hijo de cinco años cada noche viene a mi habitación a eso de las 4 de la mañana, no dice ni pio y se duerme muy profundamente muy pegado a mi, a veces he llegado a pensar que es sonámbulo… no dice tengo miedo, ni llora, pero bueno ,cada niño es diferente y lo expresa a su manera, igualmente la idea del libro es muy recomendable!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s